jueves, abril 25, 2019
Inicio Rutas del Camino de Santiago

Rutas del Camino de Santiago

Las rutas del Camino de Santiago son vías de comunicación que se distribuyen por toda España. Incluso se conecta dos países fronterizos como son Francia y Portugal. El objetivo de este camino es llegar al templo o Catedral de Santiago de Compostela. Allí descansan los restos del Apóstol Santiago el Mayor.

Rutas del Camino de Santiago

Estas rutas fueron naciendo desde el viejo continente en donde los peregrinos la usaban como un camino de fe, manifestaciones, arrepentimientos, hospitalidades. También se concentraba el arte y la cultura de la época.

Nació en el Siglo IX tras un descubrimiento de unas presuntas reliquias de Santiago el Zebedeo. En el siglo XI esta peregrinación tomó más fuerza haciendo que la cristiandad medieval utilizara el camino para llegar a Compostela. Pero esto ocurre en 1492 tras la caída de Granda en donde Fernando de Aragón era el Rey e Isabel la Católica la Reina.

En ese momento el papa Alejandro VI declara como destino de peregrinación cristiana a Santiago de Compostela. Actualmente la fe se mantiene junto a la fortaleza, disposición y energía de los visitantes que son llamados peregrinos. Ellos se reúnen cada año y eligen el camino que los llevará a Santiago de Compostela.

¿Cuáles son las rutas del Camino de Santiago?

Para hacer la ruta del Camino de Santiago es necesario conocer cuáles son estas vías. Actualmente hay 31 rutas disponibles de las cuales 10 son principales y 21 secundarias.

Rutas principales del Camino de Santiago

Las principales rutas del camino de Santiago se caracterizan por ser las más populares. A pesar del gran número de vías existentes son 10 las que los peregrinos cada año utilizan más. Conozcamos cuales y un poco de su historia:

  • El Camino Francés: este es el camino que sirve para unir a Saint Jean Pied de Port (En Francia) con Santiago de Compostela. Es el camino más reconocido en el mundo con galardones nacionales e internacionales. Cuenta con el mayor número de visitantes en el año, es una ruta sencilla de hacer que se divide en 33 etapas a pie y 14 en bicicletas. Hablamos de unos 764 km de distancia.
  • El camino Portugués: este es el Segundo con mayor número de peregrinos al año. Parte desde la capital portuguesa, Lisboa y podemos llegar a Santiago de Compostela. Son 620 kilómetros que se dividen en 25 etapas a pie y 5 en bici partiendo desde Oporto.
  • El camino portugués por la costa: Este camino se divide justo en la etapa 14 del Camino Portugués principal. Es una vía muy hermosa que nos muestra la costa de oporto y la cadena de comunidades que atraviesa. Lo que recibe al camino en suelo español es el río Miño en Galicia.
  • El camino del Norte: es un camino ubicado al Norte de España y es uno de los favoritos porque la vía que toma es junto a la costa. Partiendo desde la comunidad de Irún podemos llegar a Santiago de Compostela al recorrer 32 etapas a pie o 18 etapas en bici que se traducen en 824 km.
  • El Camino Primitivo: lleva este nombre porque de este camino nacieron todos los demás. Era el utilizado originalmente por los peregrinos de la época medieval. Su salida es desde Oviedo y tras 313 km podemos llegar a la catedral de Santiago. Esto luego de realizar 11 etapas a pie o 7 en bicicleta.
  • El Camino Inglés: Este camino se recorre en 119 km partiendo desde Ferrol – Coruña. Son 6 etapas cómodas de realiza únicamente a pie. Nace en el medieval cuando estas dos comunidades se unen y dan paso en los puertos de Galicia para entrar. Su nombre se debe a que era la ruta de acceso más utilizada por los británicos.
  • Fisterra – Muxía: es un epílogo que nos permite recorrer 4 etapas. Se parte desde Santiago, pasamos a Fisterra, luego a Muxía y de allí regresamos a Fisterra. Son apenas 120 km y es un recorrido fácil y agradable de hacer.
  • El camino de invierno: se trata del camino menos visitado por los peregrinos y es perfecto para hacer el recorrido en invierno. Son 8 maravillosas etapas que se traducen en 263 km. Es uno de los recorridos de mayor dificultad en comparación con el resto. Se inicia en Ponferrada y llegamos a Compostela.
  • El Camino de Sanabrés: nace en la Granja de Moreruela y es un trayecto de 369 km. Son 13 etapas a pie y 7 en bicicleta. El punto de partida es el primer monasterio de la península ibérica. Era la ruta preferida de viajeros, peregrinos y comerciantes.
  • Vía de la Plata: es una ruta muy bien señalizada que podemos hacer si recorremos 960 kilómetros en 27 etapas a pie o 16 en bici. Parte desde Sevilla y en su etapa 23 hace una conexión con el Camino de Sanabrés para llegar así a Santiago de Compostela. Cuando la temporada es alta es un camino muy difícil de transitar cómodamente.

¿Por qué hacer la Ruta del Camino de Santiago?

La ruta del Camino de Santiago se hace partiendo de un propósito. Hay varios motivos que llevan a los peregrinos a desarrollar tan maravillosa actividad. Cuando sabemos que tipos de caminos hay y qué ofrecen podemos comenzar eligiendo cual hacer.

Cada camino es especial y ofrece servicios, propuestas, ofertas, paisajes y momentos únicos. Es fundamental tener claro cuál ruta elegir en función a sus bondades. No todas tienen lo mismo, pero todas nos llevan a Santiago de Compostela.

La meta es Santiago de Compostela que representa la capital de la Comunidad Autónoma de Galicia. El casco histórico de la localidad es Patrimonio Cultural de la Humanidad desde 1985 por parte de la UNESCO.

Desde 1987 el Camino de Santiago cuenta con el reconocimiento del Consejo Europeo como el primer itinerario Cultural del continente. Y, por si fuera poco, en 1993 se declaró este camino como Patrimonio de la Humanidad.

¿Cómo nace la ruta del Camino de Santiago?

La tumba del Apóstol Santiago el Mayor se descubrió entre los años 820 y el 830. Esto se realizó en un bosque llamado Libredón y actualmente se ubica la Catedral de Santiago de Compostela. La noticia que indicó esta aparición llegó rápidamente al continente y con ella nació el gremio de los peregrinos.

Tras esto, estos fieles de la religión cristiana comenzaron a acercarse a contemplar los restos de Santiago. Buscaban rendir culto a su imagen tras largos recorridos a pie desde diferentes partes.

Este descubrimiento marcó, ocho siglos después, el inicio de un culto que sigue vigente en nuestras fechas. Unir tres naciones para poder contemplar los restos de Santiago el Mayor es toda una proeza materializada.

Desde Portugal, Francia y desde varios rincones de España muchos peregrinos comienzan sus recorridos para conocer la catedral. Lo hacen a pie, a caballo, navegando, en coche o en bici. Nada detiene la fe de estos peregrinos que recorren cientos de kilómetros para llegar.